All for Joomla All for Webmasters
23
Jue, Nov

"Argentina está muy rezagada en equipamiento militar"

Argentina

Según el analista internacional Julio Burdman, "Argentina es uno de los países de la región que menos ha gastado en equipamiento militar desde la década del 80" por lo que en algún momento deberá invertir en la materia para mantener sus capacidades militares.Fuerza Aérea Argentina

Para Burdman, doctor en Ciencia Política, existe "un consenso muy fuerte" en todo el sector de defensa de Argentina de que el país "tiene que reequiparse", ya que en los últimos 30 años ha llevado adelante "una política expresa" de desmilitarización como consecuencia del final de la dictadura (1976-1983) y el resultado de la Guerra de Malvinas en 1982. Desde entonces, los Gobiernos han decidido "no fortalecer a las Fuerzas Armadas sino todo lo contrario".

"En ese marco es cierto que Argentina se quedó muy rezagada en materia de equipamiento mínimo, por lo tanto que en algún momento va encarar alguna compra de armas. Yo no tengo dudas de que eso va a suceder en algún momento", comentó el geopolitólogo.

Sin embargo, el entrevistado consideró que en este momento "Argentina está con una recesión económica importante y hay indicadores sociales que están en señal de alarma", por lo que no considera que el Gobierno vaya a incurrir en gastos para modernizar su armamento.

El asunto es actualmente objeto de una fuerte polémica en el país sudamericano. Un programa televisivo difundió una carta dirigida a un congresista estadounidense, firmada por el embajador de Argentina en Washington, Martín Lousteau. La misiva tenía adjunto un listado de equipamiento militar en el que presuntamente estaban interesadas las Fuerzas Armadas argentinas.

El opositor Frente para la Victoria considera que se trata de una irregularidad y estimó en alrededor de 2.000 millones de dólares el armamento listado en la carta. Además de realizar una denuncia ante la Justicia, la fuerza política citó al Congreso a la canciller Susana Malcrorra y al ministro de Defensa, Julio Martínez. Hasta el momento, el Gobierno respondió que se trató de una consulta y un pedido de cooperación. Además, subrayó que el material no está valorado ya que presupuestalmente no está prevista la compra de armas.

Burdman opinó que "hay que ser muy cautos" al momento de analizar la polémica, ya que más allá de la información difundida por los medios todavía no hay información oficial ni datos administrativos publicados que permitan arrojar luz sobre la cuestión.

De todos modos, consideró que en este momento una compra de armas de 2.000 millones de dólares "es algo que no generaría empleo y no tendría ninguna otra derivada positiva más allá de que se reequipen los militares".

"Comprar por esta cifra sería una cosa terriblemente impopular en un momento que la economía está parada. La opinión pública reaccionaría muy en contra que se gaste en esto y no en otra cosa", valoró.

El analista opinó que Argentina "no tiene ninguna hipótesis de conflicto" cercana. Destacó que el país tiene un modelo de desarrollo de capacidades por el cual tiene que invertir en las Fuerzas Armadas de modo de mantenerlas "en estado operativo". Por lo tanto, indicó que cualquier compra de armamento "tiene que estar hecha" para satisfacer los objetivos de este plan.

31/03/17
mundo.sputniknews.com