All for Joomla All for Webmasters
19
Vie, Jul

Empresarios presionan al Gobierno por falta de política aeronáutica

Argentina

El rumbo de la industria aeroespacial y la necesidad de políticas públicas son ejes de un reclamo sin respuesta del Gobierno nacional. Los empresarios agrupados en la Cámara Argentina Aeroespacial y de Producción para la Defensa (CArAE) pidieron por nota al ministro Julio Martínez una reunión de urgencia que nunca se produjo.

La carta fue girada al titular de Defensa a mediados de febrero con la firma del presidente de la entidad, ingeniero Javier Siman, junto a la de otros miembros asociados. El contenido entre otros puntos decía que de "no tomarse resoluciones concretas a tiempo se está llevando al sector a una situación difícil sin ninguna claridad a futuro con un alto Riesgo Cierto en la continuidad laboral".

La CArAE, entidad de alcance nacional, tiene sede en la provincia de Córdoba. Agrupa más de 100 pymes especializadas, muchas de ellas contratistas de la Fábrica Argentina de Aviones (FAdeA) y también del Invap. Emplea en forma directa e indirecta a más de 4-300 personas en todo el país, el 60 por ciento se concentra en Córdoba, y el resto se distribuye en Bariloche (Río Negro), Santa Fe y Buenos Aires. Miembros de CArAE dijeron a este diario que "las actividades de alta tecnología del sector requieren de profesionales, ingenieros, técnicos y científicos con una especialización que es muy requerida en el mercado laboral extranjero".

La incertidumbre creció porque el contrato entre FAdeA y la Fuerza Aérea de fabricación de aviones IA-63 Pampa versión III sigue demorado a pesar de la aprobación de la Casa Rosada (el sí lo dio Gustavo Lopetegui).

IA-63 Pampa III

La otra cuestión que pone en jaque la producción del Pampa se vincula directamente con el reclamo principal de la CArAE: no está asegurada la cadena logística (proveedores) de la unidad de fabricación del Pampa. Hay componentes críticos a cuyos proveedores se les adeuda cerca de 27 millones de dólares y aunque FAdeA saldase la morosidad de inmediato, un pedido de provisión en aeronáutica ronda los 12 meses promedio hasta contar con el repuesto en fábrica. Ercole Felippa, presidente de la planta y su management piensan canibalizar aviones Pampa de la serie II que la fuerza tiene sin servicio por inspecciones y extraer partes a ser integradas en las 3 unidades nuevas previstas para 2017. La CArAE sostiene que "el producto de una fábrica no construye la política industrial estratégica, es al revés". ¿Es vendible el Pampa, un entrenador concebido en la década del 80?, preguntó este diario. La fuente empresaria aseguró que hay un nicho en la región y otro en África y Sudeste asiático. "Interesa a Bolivia, México y Paraguay, también a Indonesia, Nigeria y Sudáfrica".

Que no hay política industrial estratégica se ve, por caso, en las señales que se dan a Brasil. Oficinas de la jefatura de Gabinete (Secretaría de Asuntos Estratégicos), de Defensa (Secretaría de Estrategia y Asuntos Militares) y de la Cancillería con injerencia en el asunto parecen dialogar en idiomas diferentes.

La Argentina (con FAdeA) es socio de riesgo de Embraer en la producción de piezas para el avión de transporte KC-390 desarrollado por el grupo aeronáutico brasileño. La planta cordobesa invirtió más de 30 millones de dólares en el proyecto, ya entregó componentes, a mediados de marzo se testeó en vuelo el prototipo en la base aérea de Río Gallegos, pero no se ha formalizado ningún pedido a Brasil para dotar de esos aparatos a la Fuerza Aérea criolla.

La Casa Rosada inclusive orientó la preferencia por otros aviones de transporte, uno de la firma Airbus y, más reciente, por otro del grupo italiano Leonardo, el Spartan C-27J, resultado de la visita oficial que hizo el presidente de Italia, Sergio Mattarella.

Spartan C-27J

Por Edgardo Aguilera

22/05/17
Ambito.com