Con una formación reducida el Ejército Argentino celebró 210 años de historia

Argentina

El Ejército Argentino cumplió su 210° aniversario en medio de la pandemia del COVID-19, con una inusual pero emotiva ceremonia.

No son muchas las instituciones bicentenarias en nuestro país, y el Ejército Argentino es una de ellas. Con sus primeros antecedentes en septiembre de 1806, en la formación del Regimiento de Patricios Urbanos de Buenos Ayres, La Primera Junta de gobierno elevó cada uno de los batallones que formaban esa unidad al nivel de regimientos. Este decreto fue cuatro días después de la Revolución de Mayo,el 29 de mayo de 1810.

Este 29 de mayo de 2020, la pandemia del COVID-19 impuso restricciones para conmemorar la fecha, pero obedeciendo a las medidas preventivas, con personal reducido se llevó a cabo la formación central del Día del Ejército Argentino en el Colegio militar de la Nación. La veintena de efectivos formados representaron en ellos y sus distintas procedencias y uniformes a todas las tropas de la Fuerza.

La ceremonia fue presidida por el ministro de Defensa, ingeniero Agustín Rossi; el jefe del Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas, general de brigada Juan Martín Paleo y el jefe del Estado Mayor General del Ejército, general de brigada Agustín Humberto Cejas. Asistieron también los jefes de los estados mayores de las otras Fuerzas Armadas, contraalmirante José Luis Villán, de la Armada Argentina, y brigadier Xavier Julián Isaac, de la Fuerza Aérea Argentina. También estuvieron presentes el comandante operacional de las Fuerzas Armadas, general de brigada Martín Deimundo Escobal, el subjefe de la Fuerza, general de brigada Fernando Ros y el comandante de Adiestramiento y Alistamiento, general de brigada Jorge Gustavo Planes.

El jefe de tropas fue el director del Colegio Militar de la Nación, general de brigada Roberto Ariel Agüero, y los efectivos formados incluyeron personal de los tres regimientos históricos, del Colegio Militar y de la Escuela de Suboficiales del Ejército Sargento Cabral y uniformes representativos de distintas especialidades actuales y de momentos de la historia del Ejército. También estuvo presente personal que se desempeña en distintos roles en los lugares de apoyo a la población en el marco de la Operación General Belgrano, en ellos estuvieron representados todos los efectivos de la Fuerza que día tras día trabajan contra los efectos de la pandemia actual.

El Himno Nacional Argentino fue entonado por el cantante barítono Fabio Santana, veterano de la Guerra de Malvinas, quien asistió a la campaña como soldado clase 1962 integrando la Compañía de Ingenieros Mecanizada 10.

Un corneta de órdenes del Regimiento de Granaderos a Caballo ejecutó el silencio militar en homenaje a los caídos de la institución en cumplimiento del servicio a lo largo de los 210 años de historia, y también en homenaje a los ciudadanos que fallecieron con motivo del coronavirus COVID-9.

El jefe del Estado Mayor General del Ejército hizo uso de la palabra y destacó, entre otras ideas, que:

"Estamos cerca de nuestros compatriotas como siempre, tendiéndoles nuestra mano y transitando este difícil momento junto a ellos, porque somos iguales y porque tenemos los mismos sentimientos y la misma preocupación por el presente y las mismas incertidumbres por el futuro".

El ministro de Defensa al dirigir la palabra a la Fuerza afirmó:

“También es soberanía proteger la salud de nuestro pueblo, y es eso lo que estamos haciendo. Este enorme despliegue de las Fuerzas Armadas nos ha hecho ver, a mí como ministro de Defensa, a los funcionarios, a los jefes de las Fuerzas, y también a los ex ministros de Defensa, de que no sólo no hay que achicar a las Fuerzas Armadas sino que se debe fortalecer su presencia en muchos rincones de la Argentina”.

La ceremonia finalizó con el arrío del imponente pabellón nacional que domina el paisaje del Colegio Militar de la Nación.

Fuente e imágenes: EjercitoArgentino

30/05/20

Argentina.gob.ar