All for Joomla All for Webmasters
24
Dom, Mar

Brasil concreta la donación de 25 tanques

Vehículo de combate blindado M-41C donado por el Batallón Logístico N.º 16 del Ejército Brasileño como equipamiento histórico para el Batallón de Infantería N.º 22 del Ejército Brasileño, ubicado en el estado de Tocantins. (Foto: Ejército Brasileño)

Uruguay

El 28 de septiembre de 2018, el presidente de Brasil Michel Temer aprobó la Ley 13 720, que autoriza al Ministerio de Defensa a donar 25 vehículos blindados de combate M-41C al Ejército Nacional de Uruguay. El Ejército Brasileño (EB), que llegó a tener unas 340 unidades de este tipo, hoy tiene 152 unidades fuera de servicio. En 1960, Brasil recibió los blindados M-41 de los Estados Unidos. Equipados con un cañón, el EB los utilizó durante casi cinco décadas en ejercicios de instrucción y entrenamiento.

 

En 2009, todas las unidades quedaron fuera de servicio por obsoletas. Algunas fueron llevadas a museos y otras se emplearon como monumentos. A medida que el EB “jubiló” a sus vehículos M-41C, la familia de blindados Leopard pasó a sustituirlos.

Los vehículos de la donación se encuentran en el Parque Regional de Mantenimiento de la Tercera Región Militar, en Río Grande do Sul, estado brasileño que limita con Uruguay. “De las 25 unidades que se donarán, 15 necesitan mantenimiento básico que permita su desplazamiento y embarque”, afirmó la oficina de prensa del EB. Las reparaciones se realizarán en el mismo parque de mantenimiento brasileño en donde se encuentran los vehículos. Las otras 10 se enviarán a Uruguay sin ninguna modificación, para que el Ejército de Uruguay las desarme y puedan aprovechar algunas partes.

Según la ley, el Ministerio de Defensa de Brasil se hará cargo de los costos de la transferencia, estimados en unos USD 93 200. “Se trata de una importante medida de cooperación con Brasil, cuya fuerza terrestre percibirá los beneficios de una buena relación con la nación amiga, lo que superará el costo material de la donación”, argumentó el senador brasileño Pedro Chaves al expresar su opinión ante la Comisión de Relaciones Exteriores y Defensa Nacional del Congreso brasileño. “Además, se reforzarán las buenas relaciones bilaterales. El gesto pretende estrechar más aún los lazos de cooperación mutua”, expresó Chaves.

Incremento de la flota uruguaya

Una comitiva del Ejército Nacional de Uruguay estuvo en Brasil en septiembre de 2017 para evaluar las unidades M-41C en el Parque Regional de Mantenimiento de La Tercera Región del Ejército Brasileño. (Foto: Ejército Brasileño).

Hasta octubre de 2018, no se sabe la fecha de entrega de los M-41C a Uruguay. Los vehículos serán enviados al Regimiento de Caballería N.º 3 del Ejército Nacional del Uruguay en la ciudad de Rivera, al norte del país.

El Ejército de Uruguay planea destinar los vehículos al Batallón de Infantería Blindada N.º 13 para sustituir los tanques M-24 Chaffee. Tanto los tanques M-24 Chaffee así como los M-41 son de fabricación estadounidense. Uruguay recibió esos tanques por parte de los Estados Unidos en 1957, de acuerdo con el programa de asistencia de defensa entre ambos países.

El Batallón de Infantería Blindada N.º 13 tiene su sede en Durazno, en el centro del país, donde el Gobierno uruguayo construye un nuevo cuartel del Ejército. En el lugar, esa organización militar se unirá al Regimiento de Caballería N.º 2 y al Batallón de Infantería Mecanizada N.º 15 para formar parte de una brigada blindada.

Los militares uruguayos conocen los vehículos de combate M-41, ya que su Ejército cuenta con 22 unidades de este modelo. En 1978 el EB comenzó a modernizar toda su flota de M-41, lo que dio origen al modelo M-41C Caxias. Entre los principales cambios, “se mejoró el blindaje, se modernizaron los vehículos oruga y se modificó el cañón de 76 mm a 90 mm”, explicó la oficina del EB.

Los M-41, cuyos cañones son distintos de los originales ya llegaron a Uruguay; se consideran la plataforma más poderosa del Ejército de Uruguay por su poder de fuego. “Este tipo de vehículo blindado de oruga es adecuado para el campo y el terreno que presente alguna dificultad. Son tanques con buen desplazamiento y fáciles de conducir. Se destinarán a la instrucción de las tripulaciones del regimiento y a demostrar cómo debemos desempeñarnos en combate, comentó a Diálogo el Capitán del Ejército Nacional de Uruguay Martín Serres, comandante del Escuadrón de Tanques del Regimiento de Caballería Blindada N.º 2. Ahora, con las unidades M-41C brasileñas, el Ejército Nacional de Uruguay aumenta sus posibilidades de extender los entrenamientos de sus tropas, para fortalecerlas operaciones terrestres.

12/11/18

dialogo-americas.com